¿Quieres cuidar tu casa? Una de las formas más eficaces de cuidar tu hogar de grietas y deterioro por las lluvias o inclemencias del tiempo es la impermeabilización.

En la actualidad, hay una gran variedad de sistemas de impermeabilización, dependerá de la estación del año, la zona geográfica y hasta de las dimensiones de tu hogar.

A continuación, en AARSE te decimos los tipos más eficaces y vanguardistas

Impermeabilizante de poliuretano

Este tipo de impermeabilizante te permitirá trabajar de forma rápida y sin gastar de más, ya que son muy flexibles, sin embargo, son sensibles a la humedad, por esa razón, no se puede utilizar en todo tipo de espacios o en condiciones con gran humedad.


Impermeabilizante asfáltico

Este tipo de modelo de impermeabilizantes son impermeables, y cuentan con una gran adherencia, por lo que  podrás utilizarlo en cualquier superficie que se encuentre expuesta a la intemperie.

Con este tipo de impermeabilizantes no gastarás mucho, ya que casi no necesita mantenimiento y dura mucho tiempo en las áreas que se aplican.

Impermeabilizante acrílico

¿Tienes superficie de mortero, asbesto o concreto? Entonces, el impermeabilizante ideal para estas zonas es el acrílico, ya que su composición es elástica, por lo que no presentará fisuras o se cuarteará.

Impermeabilizante cementoso

Este tipo de impermeabilizante funciona en superficies de concreto, mortero y depósitos de agua. Si vives en zonas frías o con climas templados, este impermeabilizante será ideal debido a su gran durabilidad.